Banqueros: amigos del poder, injusticias, desigualdad

Mientras muchos españoles se quedan sin trabajo, sin casa, pasan hambre, se quedan sin nada, ¡en la ruina! El Gobierno se preocupa de rescatar con dinero público a bancos mal gestionados por los “amigos del poder”, los banqueros. "Amigos" con sueldos millonarios que a veces, presuntamente engañan a los más débiles como pudimos comprobar con las preferentes, hipotecas abusivas y todas estas prácticas injustas llevadas a cabo por las entidades financieras y permitidas por nuestros gobernantes.
Ante todo esto: ¿Por qué ningún banquero tiene responsabilidad por su mala gestión? ¿Por qué ninguno esta en la cárcel?¿Por qué rescatamos a los bancos y no a las personas que lo han perdido todo? ¿Dónde está el derecho a una vivienda digna? ¿Dónde está la igualdad ante la Ley? ¿Se cumple? ¿Por qué a veces se indulta a políticos corruptos y a gente poderosa?... ¿Por qué? ¿Eso es Justicia?
Con estás injusticias permitidas por nuestros gobernantes, incluso algunas provocadas por ellos, la sociedad española esta desencantada, está dejando de creer en la democracia y en la justicia, y todo ello gracias a nuestros Gobernantes. A aquellos que prometen y no cumplen, aquellos que parece que gobiernan para los poderosos como hemos podido comprobar en un informe de la OCDE, en el cuál se dice que las políticas del gobierno y la crisis han hecho que aumente considerablemente la desigualdad entre ricos y pobres.
Ante todas estas injusticias y ante todos los recortes que estamos sufriendo en educación, sanidad, servicios sociales, en derechos y en libertades creo que el pueblo español debería salir más a la calle para hacerse oír pacíficamente, para que los del poder vea día tras día que no tienen el apoyo de la mayoría del pueblo y que si siguen así van a perder todo su poder.
Recuerda: 
Juntos podemos cambiar las cosas

Pienso en ti

Pienso en ti porque cada vez que lo hago una extraña sensación de felicidad, de compenetración, de confianza, de cariño recorre mi cuerpo por que me haces sentir tan especial, tan único, porque con tus sonrisas alegras mi vida, porque con tus miradas miras mi vida y la guías, porque le das ilusión a mi vida, porque te necesito… ¡por todo! Pienso en ti...
Puede que ya no sea todo tan especial como antes, pero quiero que sepas que aunque pasen los días, los meses, incluso los años; ¡Pienso en ti! y lo hago por tantos momentos compartidos: buenos, malos, sueños, confidencias… en fin de todo y a pesar de que últimamente siento que no estamos tan unidos como antes, quiero decirte que sigues siendo esa persona especial, en la cuál pienso, a la cuál quiero y adoro.
Y es que a pesar de todo, del distanciamiento, sé que siempre has estado ahí siendo mi mejor amiga. Sé que siempre he podido contar contigo para lo que he necesitado; para aconsejarme, sacarme sonrisas y llenarme de felicidad... en fin... por todo y por todo lo que hemos compartido ¡Pienso en ti!; en tú generosidad, en tú simpatía, en tus buenas palabras, en tus miradas, en tus sonrisas, en tus cantes, en tantas charlas, en tantas confidencias, en todo lo que he hemos vivido. ¡Por todo! ¡Eres imprescindible en mi vida y por tanto no dejo de pensar en ti! 
Te quiero mucho